sábado, 18 de junio de 2011

Ayuno: ¿Y usted qué opina?

                                                                                      



Pérdida de peso, desintoxicación, depuración, reeducación en la forma de alimentarse...... Estas son algunas de las razones que podrían motivarnos a realizar un ayuno, una práctica que por otra parte se ha llevado a cabo desde la antigüedad. Así por ejemplo, los cristianos, siguiendo costumbres milenarias, ayunan durante la Cuaresma, es decir, entre el miércoles de ceniza y Pascua. Los judíos lo hacen en el Passah. Los mahometanos, en tiempos del Ramadán. Muchos otros pueblos en ritos religiosos se someten a ayunos más o menos prolongados con fines místicos.
Sin embargo, la salud es el aspecto que me gustaría resaltar.
Hay suficientes estudios serios sobre el ayuno, que tratan el cómo curar enfermedades mediante esta práctica. Enfermedades crónicas que no tienen curación para los métodos tradicionales, pueden ser totalmente erradicadas mediante un ayuno terapéutico bien llevado. Incluso se dice que un ayuno al año, sería la mejor vacuna contra el cáncer, la explicación es que pasados los primeros días de ayuno, cuando las reservas de grasa han sido consumidas, el organismo empezaría a eliminar otras formaciones, con preferencia las últimas generadas en el organismo, es decir, es como si el cuerpo empezara a “comerse” a sí mismo. En esa especie de autodigestión, el ayuno haría que la formación cancerígena de un año, se eliminara.
También es importante un ayuno para reeducarse en la forma de comer. Generalmente, comemos mal, hemos adquirido hábitos que son los que gobiernan nuestra forma de comer, perdiendo con el paso de los años, el gusto y el instinto para preferir los alimentos que más necesitamos. Se han realizado estudios que demuestran que si dejamos a un niño pequeño comer a su antojo, sin limitación alguna, el niño elige espontáneamente una dieta absolutamente correcta desde el punto de vista nutricional. Aunque en un día sólo comiera un tipo de alimento, al día siguiente lo compensaría, y así, de modo absolutamente natural y espontáneo, el niño se alimentaría perfectamente. Pues bien, el adulto parece haber perdido esa capacidad, en parte por los hábitos que vienen marcados por el ritmo de vida, etc., y en parte por haberse alejado tanto de lo natural, que no sabe ya escuchar a su propio cuerpo lo que le tiene que decir.
Después de un ayuno es como si hiciéramos borrón y cuenta nueva, podemos recuperar todo esto.
Para realizar un ayuno de hasta tres días, por ejemplo, no hace falta ningún control especial y podría ser una excelente forma de familiarizarnos con esta práctica. Bastaría con estar un día o dos a fruta solamente y a partir de ahí, comenzar el ayuno, durante el cual, sólo se ingiere agua y zumos de verduras. Dependiendo del organismo de cada uno,  aparecerá lengua saburral, sudoración y otras secreciones especialmente fuertes,  todo esto no es más que el signo de que se está produciendo una perfecta eliminación de toxinas. No tienen por qué aparecer mareos, debilidad, ni cualquier otro síntoma indeseable. Muy al contrario de lo que se piensa, cuando se está sin comer y pasadas unas veinticuatro horas, aparece una vitalidad impresionante, tanto del cuerpo como de la mente, la cual se hace lúcida y despierta de forma insospechada.
La mejor época para realizar un ayuno es la primavera-verano. Hay que realizar un pre- y un post- ayuno a base de frutas u otros alimentos que preparen nuestro organismo. Un ayuno de tres días no es peligroso para nadie y sí en cambio muy beneficioso. Si os animáis, es importante la complicidad también en esto. Llevarlo dos o más personas al mismo tiempo es lo ideal, se comparte la experiencia y se lleva mucho mejor.
¡Ah!, lo olvidaba, el hambre, lo que se dice hambre, desaparece totalmente al segundo día de ayuno.    

¿Qué opinas de esto?

38 comentarios :

  1. Qué interesante...Es muy lógico lo que decís, escuché varias veces sobre los beneficios del ayuno. Apenas llegue la primavera voy a hacer uno con mi marido, uno cree que no comer por un día o varios es malísimo, hay que luchar con un montón de preconceptos, abrir la mente y ayudar al cuerpo a desintoxicarse!!! Saludos!!!

    ResponderEliminar
  2. Es una muy buena práctica, lo has explicado muy bien. Uno se renueva totalmente! Abrazos y buen finde

    ResponderEliminar
  3. Super interesante.....yo nunca he hecho ayunois largos....solo consumir jugo de frutas y vegetales....y la verdad lo encuentro fantastico....se nota la diferencia.....me animaste a hacerlo de nuevo!!.....Abrazotres, Marcela

    ResponderEliminar
  4. A mi los ayunos controlados me encantan...una forma de hacer "carburar" nuestro organismo y recibir una alimentación más sana y ligera...una forma de cuidar de nuestro organismo.

    Un besiño grande y bonito fin de semana.

    ResponderEliminar
  5. Muy interesante, como siempre Viena. Yo la verdad no soy de ayunos, ni de dietas, aunque en cuanto veo que algo no me siente bien, estudio el porqué y trato de resolver el problema.
    También creo, que no tienen que ser malos, puesto que de tiempos ancestrales los pueblos han ayunado, que aunque sea por preceptos religiosos, estos la mayoría de las veres eran profilácticos y beneficiosos para las gentes.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Pues me parece interesante, pero muy difícil de aplicar y llevar a cabo.
    Basta que me proponga un día estar sin comer o casi sin comer, para que mi cuerpo me pida más comida.
    De todos modos pienso que hay otras alternativas que son más prácticas de llevar a cabo, un buen ejercicio, y una buena alimentación, bastaría para ello. Pero claro la gula es muy provocativa. Je jeje.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Nunca he hecho un ayuno voluntario. Las únicas veces que he dejado de comer completamente ha sido por enfermedad y a ser sincera no puedo hacer una comparisión por motivos obvios.
    Pero tengo que admitir que me llama mucho la atención la idea, sobre todo por aquello de regular el intestino.
    Un abrazo Viena, como siempre nos traes información muy útil.

    ResponderEliminar
  8. Nena, es impresionante lo bien que lo explicas todo, haces que sea más que fácil leerte.
    Estoy en plena dieta, un mes, y creo que pondré esto en práctica, me has convencido completamente. Mil besos paisana.

    ResponderEliminar
  9. ¿También hay que quitarse de la cervezota? En ese caso, no sé, no sé...

    ResponderEliminar
  10. Defiendo las dietas de fruta y zumos, tb. el ayuno de varios días sólo bebiendo agua me parece buenísimo para el cuerpo y hasta para el alma si lo haces en condiciones.Lo del cáncer me hace más defensora todavía.
    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Creo en que es posible realizar el ayuno y que sus beneficios pueden llegar a ser saludables, siempre que se hagan con cabeza, aunque tres días ufff me parece demasiado...

    Yo con la tensión baja, los calores y que si no como algo cada 3-4 horas me pongo temblona y surgen las migrañas, tengo el panorama chungo para seguirte en esta aventura. Espero que puedas con el ayuno y nos cuentes cómo te has sentido y te sientes después de él. Será muy interesante leer tu experiencia.

    Para más inri, ¡esta noche toca sushi!

    Un beso!

    Laura

    ResponderEliminar
  12. yo soy catolica y si he hecho ayuno se diria que por motivo religioso.Mi comentario era para aclarar que los catolicos ayunamos en cuaresma ,el adviento es el tiempo que precede a la navidad no a la pascua,el que precede a la pascua es la cuaresma

    ResponderEliminar
  13. Muchas gracias a todos por dejar vuestra opinión y por vuestra visita. Creo que todos estamos más o menos de acuerdo en que se trata de una práctica saludable, al margen de que lo practiquemos o no. Sorokin ¡Como no! nos trae sus pegas con las cervezotas ;-) Ay, Monsieur, Monsieur. En cuanto a la persona católica que escribe como anónimo, mi respuesta: Tiene razón, ha sido una equivocación mía que enseguida la voy a corregir, lo correcto era decir "Cuaresma" y no "Adviento". Eso es lo que yo quise indicar. Espero me disculpe.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Yo había oido que un ayuno, se entiende que bien hecho, es muy depurativo. Pero algunos de los que se hacen no son nada buenos para nuestro organismo, sobre todos aquellos en los que después uno se pone las botas a comer.
    Con cuidado y como bien dices con agua y zumos se puede hacer perfectamente.

    Besitos guapa y mil gracias como siempre por contarnos tantas cosas estupendas.

    ResponderEliminar
  15. SUNY: Gracias a ti, por pasar y dejar tu comentario.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Hola Viena! asi como dices, es una práctica ancestral. Yo la verdad no soy de ayunos, no sé si soportaría, jeje..
    Sería cuestión de animarme y hacer la prueba. Muy interesante lo que nos cuentas al respecto..
    besos querida amiga
    Gaby

    ResponderEliminar
  17. Ya había leído sobre el tema y parece que es una de las recomendaciones para depurar y limpiar el organismo.
    Tu lo has explicado muy bien.
    Saludos
    Jorge.

    ResponderEliminar
  18. Viena, has hablado de algo muy interesante!
    Yo nunca he hecho ayuno. Todo lo más un dia comiendo sólo fruta, y no sé si aguantaría tres días sin comer nada... Si me dejaran comer alguna poieza de fruta, entonces lo tendría más fácil!

    Me ha sorprendido lo que has dicho de que es la mejor vacuna contra el cáncer. Si fuersa cierto, la de dinero que se ahorraría el gobierno en medicinas!!! Quizás podría empezar a hacer una campaña sobre esto, y seguro que enseguida tiene una legión de seguidores! y los cánceres que se ahorraría la sanidad pública!!!
    Si fuera cierto, mañana mismo empezaba el ayuno! Y es que más vale prevenir que curar!!!!

    Cuánto me gustaría que fuera cierto!

    Besos

    ResponderEliminar
  19. Viena, como siempre tu post buenísimo y muy interesante, aunque evidentemente sabía lo que es el ayuno no conocía sus beneficios y me parece que si es controladao puede ser bueno,otra cosa es si yo aguantaría hacerlo durante 3 días, no lo sé, pero quizás algún día me anime.
    Un beso y que tengas una muy buena semana.
    Claudia

    ResponderEliminar
  20. soy mari carmen larrosa he estado ocupada y no he visto tu blog ultimamente aunque saco tiempo de donde sea porque estoy esperando la receta de la tortada de las monjas de la santisima trinidad

    QUE ALEGRIA cuando he leido te tenias la receta de las pellas guadalupe creo que es amiga intima de mi tia paquita mi tia trabajaba en las monjas agustinas

    QUE DISGUSTO cuando he leido la muerte de la monjita mi tia me dijo que tenia alzheimer


    QUE DIOS LA TENGA EN SU GLORIA

    en cuanto pueda me pondre a hacerlas tengo unas ganas de probarlas

    un saludo

    mari carmen larrosa
    hostalarneva@terra.es

    ResponderEliminar
  21. GABY: Gracias por tu comentario. Si de verdad supiéramos lo beneficioso que es un ayuno, no lo dudaríamos y claro que lo soportarías, después del segundo día, el hambre desaparece.
    Un beso.

    PUSORONENITO: Muchas gracias por tu comentario. Un beso.

    MARGARIDA: Es muy difícil que se haga una campaña sobre el ayuno, porque es una práctica que no da dinero a nadie, desde luego que ahorraría dinero a la Sanidad Pública y vidas a los humanos, pero ya sbes cómo funcionan estas cosas.
    Si de verdad te interesa, hay mucha información sobre el ayuno y el cáncer, no toda es buena, como en todos los campos, pero nosotros estamos acostumbrados a navegar por internet y ya sabemos discriminar bien, la basura y lo serio.
    Es tan lógico como fácil de comprender, las células cancerígenas crecen a muchísima velocidad, respecto al resto de células del organismo. Para ese crecimiento, necesitan energía, principalmente los azúcares que ingerimos, luego si no hay ingestión alguna las células no pueden crecer. Si el tumor es pequeño, como son los tumores de más o menos un año, el cuerpo lo fagocita, vamos, se lo come, por eso se dice que un ayuno al año es una vacuna contra el cáncer. Al mismo tiempo, las demás células se fotalecen libres de tóxicos y hacen frente a la invasión mucho mejor. Es delicado decir que tal cosa es un buen remedio contra el cáncer porque es un tema muy serio y no es ético generar espectativas en personas enfermas que lo están pasando muy mal, pero yo diría a cualquier persona que tenga cáncer o tenga antecedentes familiares de cáncer, simplemente que se informe sobre el ayuno terapeutico, porque es una vía que al menos, deberían tener abierta.
    Un ayuno de 3-4 días, hasta pasa desapercibido para el entorno, porque te diré que lo peor de un ayuno es toda esa legión de amigos y familiares bien intencionados pero muy mal informados que empiezan a decirte que eso no es normal, que tienes la cara así o asá. Pero normalmente es suficiente con ayunos de 4 o 5 días. Es solo una limpieza general, un descanso al cuerpo.
    Lo más duro de pasar, para mi, es el pre-ayuno, que consiste en dos días a base de frutas y verduras nada más, pero una vez empieza el ayuno, a base de agua y caldos vegetales, sólo eso, una vez que empieza, te digo, no pasas nada de hambre y empiezas a sorprenderte de lo que sucede. Hay una energía disponible extraordinaria, porque como sabes, lá mayor parte de las energías que consumimos es haciendo digestiones y libre de esa carga, el cuerpo está super energizado. La mente se hace lúcida, rápida, hay tal bienestar que crees que nunca vas a querer volver a comer, sin embargo, el cuerpo es sabio y tan pronto como tu organismo está libre de toxinas, aparece el hambre, en ese momento, tienes que dejar el ayuno. Insisto que tres, cuatro días, no tienes nada de qué preocuparte, si son más días, es bueno hacer un ayuno controlado por un terapeuta, simplemente para que controle.
    Bueno, no me enrollo más, pero si de verdad te interesa, te envío documentación y referencias para que te informes.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  22. CLAUDIA: Estoy segura de que sí aguantarías, es cuestión de mentalizarse y querer hacerlo.
    Un beso y muchas gracias por tu visita.

    ResponderEliminar
  23. MARI CARMEN: Me preguntaba si leerías el blog y verías lo de las pellas y la monjita. No sabía qué enfermedad tenía pero fíjate que tuvo fuerzas para darnos su receta antes de morir.
    No sé si Guadalupe es la persona que crees, es una alumna mía que vive aquí, en Alicante, y es bastante joven, pero bueno, podría ser.
    Te agradezco que hayas comentado, así también tengo la oportunidad de darte las gracias pues fue gracias a ti, que supimos que la monja estaba enferma.
    Intentaré traer esa tortada que estás esperando, pero como te dije, esas recetas no las dan las monjas y lo que yo hago es una aproximación, como hacía con las pellas, pero un día de estos, la traigo y ya te la dedico.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  24. Uhmmmm.... vaya temazo! por un lado, como bien explicas, el ayuno habría que entenderlo en su debido contexto. Hay muchos tipos de ayuno y cada uno tenemos hábitos de vida distintos por lo que me hace pensar que no a todos les pueda sentar bien...

    En mi opinión es que el problema principal es que comemos mucho y mal y aparentemente una depuración a través del ayuno podría ayudarnos.. aunque nada resuelve, no? uno vuelve a lo mismo y sigue comiendo mucho y mal. Es un poco remedio tirita, no? En mi experiencia, es más un rollo para mantener la conciencia tranquila o para perder peso rápido, cosa que por cierto, he practicado durante muchos años... muchos líquidos, zumos de bebidas diuréticas (de espárragos, piña, alcachofas, etc) y zumos vitaminados...

    He hecho verdaderas burradas por estar en una talla 38 cuando mi cuerpo expresaba que mi constitución era otra: una carita de pan de hogaza y unos pechos tremendos daban que pensar que mi naturaleza debía de ser algo más oronda... pero si estás delgadísima, todo el mundo te dice "qué guapa, qué bien te cuidas" y si engordas "qué pena como te has abandonado"...

    Pero después de tener a mi hijo Lucas he cambiado mi manera de pensar. Tal vez ayude que aquí la mentalidad no es tan severa respecto al peso pero mucho más de cara al ejercicio. Aquí abandonarte es no hacer ningún tipo de ejercicio físico. Y donde fueras, haz lo que vieras. Esto se traduce en que por un lado estoy mucho más en forma aunque he aumentando un par de tallas. Pero sinceramente, siento que me cuido mucho más que antes. Como de todo, lo que me hace psicológicamente ser más libre. Hago ejercicio diario, cosa que antes era incapaz por falta de ganas. Me muevo a todos lados en bici y hasta con la anemia a lo bestia, iba y venía con los 20 kilos de Lucas encima... ha sido aquí, donde he comprendido lo importante que es el ejercicio como depurativo. Comer menos y mover más el culete. Los ayunos, a diario. Cenamos entre 6-7 de la tarde y cada día hacemos un ayuno de 12 horas...

    Ahora! yo le digo a mi hematólogo que qué le parece si me hago un par de ayunos de vez en cuando y me manda a hacer puñetas. Lo del cáncer, pues tampoco me lo creo. Yo lo tengo igual que lo han tenido mis padres y la mitad de mis hermanos. 5 de 7 es nuestra estadística... y los ayunos no me han valido para librarme. Al contrario, creo que esa falta de buenas y constantes costumbres me ha pasado factura. Estar fuerte y en forma, en cambio, si me facilita luchar mejor contra los rotos que tú ya sabes que me van saliendo y sobre todo, mantener al bicho a raya que lleva 5 años sin darme ni un ruido...

    Así que no opino ni que sí, ni que no. Cada cual tiene que saber qué hacer sin engañarse. Y sobre todo pensar más en nuestra salud y menos en la operación bikini... es mentira que más delgados estamos más sanos,

    Hala, toma royo! te dejo guapi,
    Besos

    ResponderEliminar
  25. Tienes razon (no tengo tildes) con nuestras malas costumbres alimentarias, pero prefiero la depuracion real, llevada a cabo como habito adquirido, supongo que es mas sana...
    Abrazos

    ResponderEliminar
  26. Querida MAI: Cuanto me alegro y te agradezco que des tu opinión, así, larga y todo, como que no tiene desperdicio y es el debate lo más interesante.
    Como verás en el blog esta entrada sintetiza y simplifica mucho, un tema que simplemente quería sacar a la mesa de discusión.
    Para empezar, se trataría de ayuno terapeutico. Y este ayuno no es "sólo" dejar de comer, en absoluto.
    Tampoco tiene la finalidad de adelgazar, aunque adelgace. La pérdida de peso de un ayuno de tres días, se recupera a los tres siguientes. No, el ayuno más interesante es el ayuno para desintoxicar, esto implica, dejar de comer absolutamente todo, limpiar el intestino con enemas y estar así entre 10 y 20 días, que no es ninguna barbaridad, hasta que el organismo ha realizado una limpieza total y renovadora.
    Eso que tu hacías y que yo hacía también, eso no es ayuno, esas dietas del sirope, de jugos, etc., eso no es un ayuno, eso es terrible para la salud porque tenemos cantidad de toxinas en el cuerpo que por decirlo de una forma comprensible, se diluyen con los alimentos y no nos envenenan. Cuando no hay alimentos y no hay limpieza, esas toxinas nos envenenan. Por eso es tan importante limpiar además de dejar de comer.
    Tambiés es imprescindible el pre ayuno y el post ayuno, sin estos requisitos, no hemos hecho un ayuno, sino una barbaridad.
    Tienes toda la razón, tampoco a todos les irá bien, pero el ayuno es al cuerpo lo que un formateado al ordenador, que luego vuelve a infectarse, es posible, pero igual si lo cuidas, no tanto y de todas, todas, es necesario. No sé si comprendes.
    Por supuesto que el ejercicio es importante y alimentarse bien, también, y no tomar disgustos y ser feliz, etc., etc., etc. Pero una cosa no quita la otra.
    Son muy interesante los estudios que han llevado a cabo últimamente respecto al cáncer, mira si quieres por internet, hay información muy buena y bastante.
    Bueno, yo he visto cosas muy increibles médicamente hablando, en este tema del ayuno y el cáncer.
    En fin, como le decía a Margarida, hay mucha información y no está bien crear falsas espectativas, pero creo que es un recurso muy poco divulgado y que es importante.
    Chiquita, un beso muy grande y sigue dándome tu opinión, que para mi es muy valiosa.
    Otro beso.

    ResponderEliminar
  27. CLAUDIA: Muchas gracias por tu visita. Si uno es capaz de tener una alimentación sana a diario, eso es lo más saludable.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  28. soy mari carmen larrosa

    tengo que estar equivocada respecto a guadalupe
    pues mi tia es mayor y su amiga tambien lo siento si me he equivocado disculpame

    hostalarneva@terra.es

    ResponderEliminar
  29. Viena, lo has explicado estupendamente. Yo estoy totalmente de acuerdo con el ayuno. Nuestro cuerpo se va "llenando" de toxinas y debemos eliminarlas de vez en cuando. Me parece una práctica muy saludable y con mucha lógica. Me has tentado a hacerlo proximamente. ya te contaré.... Besos. (Acabo de llegar).

    ResponderEliminar
  30. Muy interesante Viena, este tipo de filosofías u orientaciones alimenticias las he seguido siempre de cerca y me encantan todos estos temas. Yo todos los años práctico si bien no un ayuno total, sí algunos días de alimentación a base de licuados de verduras y germinados enriquecidos con polvo de algas y prebiótios, me sienta de maravilla, regenera todo mi organismo, la piel se ilumina, es como si renovaras las energías. En general me gusta llevar una alimentación muy sana, pero a veces es difícil escapar a las tentaciones y pienso que también el placer psicológico de tomar algún "pecado" (no hablo de pecados que engorden sino de los que no es bueno abusar por distintos motivos: caries, diabetes, etc...) compensa el posible daño físico. Todo con moderación y sin abusar pero sobre la base de una dieta sana rica en verduras, frutas, pescado y cereales integrales, esa es la máxima que intento respetar.

    ResponderEliminar
  31. Totalmente de acuerdo Viena! por eso, creo que hay que entender el ayuno en su debido contexto porque no todos los organismos son iguales ni todos llevamos un mismo estilo de vida... respecto al ayuno rol "talla 38" nada más podemos añadir que no sepamos por activa y por pasiva y como dices de nada vale. Lo perdido se recupera y a veces con creces porque nuestro organismo se vuelve loco y machacamos a los órganos que nos ayudan a metabolizar los alimentos adecuadamente...

    Pero en cuanto al ayuno como terapia alternativa al cáncer, soy completamente escéptica. En cambio, sí he comprobado que una adecuada alimentación, ejercicio constante y diario y técnicas de relajación para mantener la mente "sana" son la mejor medicina pre, post y por supuesto, insitu...la medicina natural -la no química- se encuentra en nuestros alimentos: frutos, hierbas, especias, incluso bichos... en mi caso, he conseguido controlar el dolor de cabeza y de articulaciones que sufría a diario... sin fármacos. Una alimentación natural evitando alimentos precocinados con grasas y productos trans y demás venenos, es la mejor prevención de cara al futuro. Y no porque así no vayamos a enfermar -creo que de esto no se libra nadie- sino como medida super eficaz para poder sanar.. y bueno, por experiencia he comprobado que una correcta alimentación en un enfermo que ya solo recibe cuidados paliativos es la diferencia de marcharse en paz y tranquilo o con mucho sufrimiento...

    Pero, efectivamente, este es otro tema que no tiene que ver con el ayuno, que yo me enrollo y me enrollo y me voy por las ramas y hasta por las raíces...

    En definitiva: creo que tú hablas de un ayuno "responsable" en cuerpos y mentes "sanas" que vienen -y regresaran- a una alimentación adecuada. Más o menos equilibrada dependiendo de las circunstancias, pero sana. Una amiga y doctora siempre dice: "no hay alimentos malos. Solo combinaciones y dosis insanas. A veces, letales"...

    En serio que es un temazo que da para hablar muchísimo de él...

    Besazos guapa mía!

    ResponderEliminar
  32. ANNA: Bienvenida, espero que hayas tenido un buen viaje.
    Bueno si te animas, te puedo pasar algunas recomendaciones para que lo hagas bien y ese es justo el punto que yo también veo, que el cuerpo acumula toxinas y de vez en cuando, hay que limpiar.
    Un beso.

    DELIKAT: Apenas tengo una coma que ponerte, es perfecto lo que dices. El ayuno tiene esas cosas que dices, piel iluminada, psíquico limpio y soleado como yo digo, alegre, es una buena práctica, pero claro, como todo, bien hecho y sin que sea un parche después de un año entero de excesos.
    Un beso y gracias por tu interesante comentario.

    MAI: Corazón guapa y hermosa mía, jajaja. Creo que estamos de acuerdo, con algunos matices ea. Tampoco yo digo que el ayuno sea una terapia alternativa al cáncer, el ayuno creo sinceramente que ayuda mucho. Estudios llevados a cabo por científicos de la Universidad del Sur de California, hace solamente un par de años, parecen demostrar que el ayuno, puede ser un revolucionario tratamiento contra el cáncer. No digo que sea una alternativa a otros tratamientos, es una vía de estudio y de tratamiento más.
    Bueno tu amiga y doctora dice algo que decía Paracelso hace muchísimos años de esta otra forma:
    "Todo es veneno, nada es sin veneno. Sólo la dosis hace el veneno".
    En fin, que querida mía, muchas gracias de nuevo por darme esta vidilla.
    Un beso gordote.

    ResponderEliminar
  33. MARI CARMEN: Ya me parecía a mi, pero no hay nada que disculpar. Siempre es un placer verte por aquí.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  34. Hola: El ayuno terapeutico me parece una muy buena idea y recomendable. Yo lo quisiera hacer,
    pero no conozco muy bien la técnica. Si fueras tan
    amable y me dieras alguna recomendación, yo tengo
    muchas ganas de hacerlo.
    Claro que el cuerpo acumula toxinas, y si no las
    limpio, pues claro se van acumulando.
    Por favor, escribe algo sobre la tecnica de limpieza, del intestino, etc...............
    Gracias,
    Ana Maria

    ResponderEliminar
  35. Hola Ana María: Verás si quieres hacer un ayuno terapéutico de tres días, no hay problema, porque eso no perjudica a nadie. Si lo que quieres es hacer una limpieza a fondo con un ayuno de más días, te recomiendo que acudas a un terapeuta que te controle y te aconseje debidamente.
    En principio para hacer un ayuno de tres días no es necesario más que lo siguiente: empezar con dos días a base de vegetales solamente, es decir, frutas y verduras.
    Estos dos días de pre ayuno, ya te harán bien. El tercer día, se empieza el ayuno. Se toma solamente caldo de verduras, es decir, hervir acelgas por ejemplo, y ese caldo lo tomas cuando te apetezca, o zanahorias, cebollas, apio, en fin, cualquier verdura que te agrade y tomas ese caldo, solo el caldo, sin sal, sin azúcar, sin absolutamente nada. La finalidad es hacer un ayuno, solamente de agua, pero el caldo de verduras, te aportará las sales minerales imprescindibles para que no sientas ninguna molestia y no corras ningún riesgo.
    Con este régimen de tomar solamente agua y zumo de verduras, estarás bien los tres o cuatro días.
    No hay cansancio ni mareo ni nada por el estilo, es un error muy difundido creer esto, en realidad al no tener la carga de la digestión, la energía está más disponible y en general, hay un aumento de esa energía en tu organismo, pero si te sintieras cansada, porque cada uno es un mundo, descansa y tómate tiempo de escuchar a tu cuerpo.
    Verás eso sí, que aparece lengua saburral, es decir, una capa blanca que tendrás que limpiar con un cepillo. Es un signo de que la desintoxicación ha comenzado. También pueden aparecer pequeños puntitos en la piel, todo es exonerativo. El cuerpo se descarga de sus toxinas. Sudor algo más fuerte que de costumbre, pero verás que al contrario de lo que se pueda pensar, a medida que pasan los días, te sientes mejor y con menos hambre.
    Si en el transcurso de estos días aparece estreñimiento, es normal, porque al no ingerir, el intestino no mueve, pero es necesario, muy necesario, ponerse un enema y limpiar por dentro. El intestino tiene restos de cuando comías y si no salen, ese veneno es peor que cuando estamos comiendo, luego es imprescindible limpiar. Un enema o dos, hasta que quedes limpia.
    Seguiríamos con el ayuno hasta sentir hambre, eso sería quizás a los 12 o más días, pero tu no vas a llegar a esto, a no ser que te controle un terapeuta como te he dicho antes. En plan por tu cuenta, te recomiendo que solo hagas tres o cuatro días. Tres días no pasa nada, no es peligroso y hace bien.
    Después del ayuno, se incorporan de nuevo poco a poco los alimentos. Primero frutas y verduras, después algo de arroz blanco y verduras y luego poco a poco incorporamos todo.
    Te sentará muy bien y solo con esto, habrá pasado una semana más o menos entre el pre y el post ayuno, verás que sientes que te has renovado por dentro. Hacer esto una vez al año es una costumbre de lo más saludable.
    Claro que una limpieza a fondo requiere más tiempo y un lavado de colon, pero eso sí que te digo que lo tienes que hacer controlado, no valen los consejitos por internet. Esto es solo para hacer un ayuno de tres o cuatro días.
    Ya se que me repito, pero es importante.
    Si lo sigues, cuéntanos como te fue y si mientras tanto necesitas apoyo, estaré leyendo lo que me escribas y te estaré ayudando.
    Mucha suerte y un abrazo

    ResponderEliminar
  36. ufff...me acabo de encontrar con este post, y aunque es e hace un año, me parece tan interesante que voy a opinar.

    A mi parecer, todo está en la mente. El poder de la mente es tan grande, que puede detterminar las bondades de algo.

    Yo doy un sí al ayuno. Eso sí, hace tiempo que no creo en los milagros. Creo que el ayuno funciona si realmente se tiene fé en él, como todo en la vida.

    Mi experiencia con los ayunos es variada. He hecho desde el ayuno de sirope de arce, hasta pasar un día a la semana a fruta durante un par e años. La verdad, las dos experiencias muy enriquecedoras. Eso sí, ahora no soy capaz ni de estar más de 5h sin comer. Me entra ansiedad, nerviosismo y termino atiborrándome de lo que pille. Por tanto, creo que todo está en la mente.

    Yo como Mayte,creo que unos hábitos de vida equilibrados y saludables son la clave, y esto, también depende de la mente.

    Interesantísimo el tema

    ResponderEliminar
  37. Intxaurtsu: Gracias por dejar tu comentario y compartir tu opinión con nosotros.
    Desde luego que la mente juega un papel importante en todo en nuestra vida.
    A veces se fracasa con el ayuno porque lo hacemos para adelgazar y para eso el ayuno no sirve, se pierden kilos claro, pero luego se recuperan. El ayuno es otra cosa, es una auténtica terapia para desintoxicar y descansar el organismo, lo que en algunas circunstancias, puede ser muy curativo.
    Un abrazo y se bienvenida a este espacio.

    ResponderEliminar
  38. Sin duda Viena, yo me refería al ayuno curativo, no al adelgazativo.... en ese, no me creo nada de nada.

    ResponderEliminar