martes, 1 de septiembre de 2015

Magdalenas de moras


Bien amigos, después del pastel de la semana pasada y por si me habéis hecho caso y habéis ido a por moras, como seguro que os habrán sobrado, vamos a hacer unas magdalenas que están riquísimas y que ¡Esa es su maravilla! Sólo las podemos degustar justo ahora, en el tiempo de las moras.

Por supuesto cuando hablo de estas moras, me refiero al fruto de la zarza, planta muy espinosa que os dará guerra antes de regalaros con su fruto. Hay otras clases de moras, que son el fruto de la morera y que botánicamente pertenecen a la familia Morus, mientras que las moras silvestres o moras de las zarzas, se denominan Rubus.

El por qué se llama a ambos frutos “moras” es por lo parecidos que son en realidad, no tanto en sabor como en forma. Ambas están formadas por pequeñas drupas en racimo, de ahí que se les denomine frutos polidrupos. Dentro de cada una de esas pequeñísimas drupas, se aloja una mini semilla, muy suave, aunque se nota al degustarlas.  

Son ideales para hacer mermeladas, que yo cocino con el 60 por ciento de azúcar, es decir, por cada kilo de fruto, pongo 600g. de azúcar. Le pongo fuego suave, removiendo y listo, así simplemente,  hasta que la mermelada está en su punto, en mi caso, cuando al pasar la cuchara de parte a parte de la cazuela, puedo mantener un surco durante unos segundos que me permite ver el fondo de la cazuela.

La mermelada es la mejor forma de conservar durante largo tiempo una recolección de moras que hayamos tenido especialmente generosa.
De estas otras formas, en pastel o con las magdalenas que vamos a ver enseguida, el dulce nos durará menos, un par de días o tres a lo sumo. Claro que en la mayoría de hogares, será tiempo más que suficiente para dar buena cuenta de lo que hagamos, ya que realmente son cosas ricas.

Y bueno, vamos ya a ver esta sencilla receta, de las magdalenas de moras.

Ingredientes:

250g. de moras
400g. de harina floja
175g. de azúcar (no quedan muy dulces, si se quiere se puede aumentar a 200g.)
Ralladura de naranja
Una cucharadita de levadura Royal
Media cuacharadita de sal
300ml. De yogur natural
Dos huevos
100g. de mantequilla y


Necesitaremos unas 12 cápsulas para magdalenas


Y Así las hacemos:


Ponemos en un recipiente, la harina, el azúcar, la levadura, la sal y la ralladura de naranja




En otro bol, ponemos los huevos, el yogur y la mantequilla fundida



Luego mezclamos el contenido de ambos recipientes, formando un volcán en la mezcla de ingredientes secos y echando en el hueco, la mezcla de los líquidos


Removemos bien con una cuchara integrando todo y añadimos las moras, previamente lavadas con agua fría,  y secadas.




Mezclamos con cuidado y preparamos 12 cápsulas para magdalenas que yo coloco dentro de un molde metálico rígido, porque así suben mejor.


Rellenamos las cápsulas e introducimos en el horno a fuego alto los primeros 3 minutos y luego, bajamos a 180º aproximadamente. Dejamos allí durante unos 15 ó 20 minutos, hasta que veamos que han subido y están doradas



Dejamos enfriar tranquilamente y bueno, enseguida las podremos probar.


Como veis, son bonitas y se abren un poquito por la fruta, lo que les da todavía mejor aspecto


Hay que conservarlas en un lugar tapado, una lata grande o un recipiente de cristal con tapa.


Aún así, nos durarán sólo tres o cuatro días en buenas condiciones, por la fruta, sobre todo.


Aquí duran un periquete y por si acaso, siempre hay alguien a quien regalar media docena ¿verdad?


Espero que os hayan gustado.


Un abrazo

4 comentarios :

  1. Justamente esto hice con las últimas moras que recogí, por supuesto de una zarza (no entiendo lo de las moras de árbol... es que no se parecen siquiera!)... divina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no te creas Migas en la mesa, sí se parecen si, yo tengo moras de morera y en sabor no, pero en apariencia, ambas tienen sus pequeños globulitos y aunque las moras de árbol son más grandes, las pequeñas se parecen bastante.
      Gracias por tu visita y comentario. Seguro que tus magdalenas salieron riquísimas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Buenos días- Me ha gustado el añadir fruta a las magdalenas, tengo que probar. Que pase un buen día- Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por su comentario Apicius. La verdad es que sí es buena idea, la magdalena sale jugosa y muy apetecible. Yo quiero probar con higos y algunas otras frutas. Además pensé que durarían menos tiempo, al ser la fruta fresca, pero se mantienen en perfecto estado durante una semana incluso.
      Buenos días y gracias de nuevo.

      Eliminar